LA IMPORTANCIA DE DEJAR QUE NUESTROS HIJOS BUSQUEN SUS SOLUCIONES

piramide

 

Cuando hablamos con los niños o adolescentes, e incluso con los adultos que nos rodean, en determinadas ocasiones, con toda nuestra buena intención, nos centramos en decirles lo que queremos que hagan y como lo deben hacer, sin preocuparnos de cuál es su objetivo, ni de facilitarles las herramientas para que sean ellos los que lo hagan a su manera.

Esa actitud puede contribuir a que los demás no entren en acción sino que solo esperen a que alguien les de la solución o las indicaciones para conseguirlo pero, ¿QUEREMOS ESO PARA NUESTROS NIÑOS O PREFERIMOS QUE APRENDAN A DETECTAR LO QUE QUIEREN Y QUE HAGAN TODO LO POSIBLE PARA CONSEGUIRLO?.

Es verdad que entonces corremos el riesgo de que hagan las cosas de alguna forma que no se adapta a nuestra forma de ver el mundo o de actuar pero, ¿ES ESO MALO?

Por supuesto que no es malo y puede ser enriquecedor para ambas partes. Eso sí, nadie nace sabiendo, por lo que nuestra labor debe encaminarse a mostrarles los valores y herramientas que pueden utilizar para que se planteen que es lo que quieren y como lo pueden conseguir.

Pero ¿cómo lo podemos hacer?. En coaching utilizamos las preguntas como herramienta para que cada persona vaya descubriendo, por sí mismo, lo que le gusta y como puede llegar a conseguirlo. A través de preguntas sugerentes (¿tu como lo harías?¿qué te gusta?¿para qué quieres conseguir eso….?¿cómo te sentirías si lo consiguieras? ….) podemos hacer que los niños abran los ojos y descubran nuevas posibilidades y que se paren a pensar en ello, para poco a poco, encontrar su propia solución.

Tan importante como las preguntas, son los silencios, de tal forma que, ante nuestra pregunta, debemos dejar que tengan tiempo suficiente para que piensen en lo que quieren, las posibles consecuencias y formas de conseguirlo. Acostumbrados al ritmo de vida actual, eso puede costarnos un poco pero, facilita el que desde pequeños sean conscientes de que tienen en sus manos la posibilidad de que la vida sea como quieren, y de que aprendan a gestionar sus pequeños fracasos y a utilizarlos como un escalón para subir el siguiente peldaño.

TODO SE APRENDE. CONTRIBUYAMOS A QUE DESDE PEQUEÑOS CONOZCAN LAS HERRAMIENTAS PARA QUE SU FUTURO SEA COMO ELLOS QUIERAN.